Sistema mexicano de equivalentes

Es un método útil para el diseño de planes de alimentación normales, modificados y personalizados; en especial para las personas que necesitan controlar la ingestión energética y equilibrar su ingestión de nutrimentos para obtener un peso corporal saludable. Es un sistema que clasifica los alimentos en grupos fáciles de entender para los pacientes y personas que no están relacionadas con los macronutrientes de cada alimento.

Se basa en el concepto “Alimento Equivalente”, es decir, aquella porción o ración de alimento cuyo aporte nutrimental es similar a los de su mismo grupo en calidad y cantidad; lo que permite que puedan ser intercambiables entre sí. Los alimentos equivalentes están calculados con base en: El peso neto de los alimentos, es decir, sin cáscara, semillas, ni huesos y espinas.
Esta clasificación es útil ya que puedes elegir cualquier alimento del grupo y te aportará una cantidad y calidad similar de nutrimentos como cualquier otro. Lo importante es que comas la cantidad señalada.

Las ventajas del Sistema Mexicano de Alimentos Equivalentes (SMAE)

  • Es un instrumento muy útil para facilitar el cálculo de dietas
  • Permite dar variedad a la dieta
  • Permite hacer intercambios de alimentos
  • Facilita la orientación alimentaria
  • Su uso solo requiere medidas caseras que se encuentran en una cocina

¿Cuáles son los grupos de alimentos del (SMAE)?

  • Alimentos de origen animal: carne, huevo. Este se divide en 4 subgrupos (Muy bajo aporte de grasa, bajo aporte de grasa, Moderado aporte de grasa, Alto aporte de grasa)
  • Verduras: zanahorias, brócoli, lechuga,etc.
  • Frutas: manzana, fresas, etc
  • Leguminosas: frijoles garbanzos, lentejas.
  • Cereales: pan, tortillas, arroz.
    Se divide en 2 subgrupos:
    Sin grasa: amaranto, avena, bagel de ajo, bolillo, galleta dulce, hot cake, tortilla maíz, tortilla de nopal.
    Con grasa: barra choco krispis, cuernito, frituras de limón con hile, papas fritas.
  • Lácteos: leche, quesos, yogurt (descremada, semidescremada, entera y con azúcar)
  • Grasas:
    Se divide en 2 subgrupos:
    Sin proteína: vinagreta, mantequilla, aguacate, coco, aceites vegetales.
    Con proteína: semilla calabaza, semilla de chía, pistache, peperoni, nuez, ajonjolí.
  • Azúcar: dulces, azúcar
    Se divide en 2 subgrupos :
    con grasa: adereco blue cheese bajo en calorías, carlos v, chocolate de leche.
    sin grasa: malvavisco, miel, néctar de fruta, cajeta, agua quina, azúcar mascabado, azúcar blanca.

Por ejemplo, 1 rebanada de Pan Bimbo, te aporta prácticamente los mismos nutrimentos que 1 pieza de tortilla de maíz o 3 galletas de maíz horneadas Sanissimo, por lo que puedes elegir la opción que más se te antoje y variar tus menús sin alterar su aporte nutrimental.

Que es lo más importante con lo que debes de quedarte, llevar un plan nutricional para una perdida ponderal, no tiene que ser aburrido, al contrario debe ofrecerte varias ideas, con las cuales puedas jugar y aprender a mejorar tu alimentación.

Te invitamos a leer nuestro próximo post. Comparte si te parece útil.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *